miércoles, 11 de abril de 2012

A proposito del caso Conde Roa

Parece claro que encontrar un poco de ética o moral en la política resulta un tanto difícil en los tiempos que corren. Ahora tenemos encima de la mesa el caso Conde Roa, un alcalde acuciado por las deudas e impagos tras su paso por el mundo de la promoción urbanística antes de presentarse a las pasadas elecciones municipales. Por precisar, 290 000 euros son los que le debe a Hacienda y que ahora un juez se encargará de determinar de qué forma se zanja el asunto.

No nos toca adelantar el juicio, pero sí debemos preguntarnos qué mueve al señor Conde Roa a presentarse a las elecciones municipales teniendo problemas más importantes que resolver… ¿Será el buen sueldo que como alcalde percibe (3300 € mensuales) y que le permite hacer frente a las deudas a trancas y barrancas? ¿Será la búsqueda de algún privilegio/influencia que le permitan afrontar con mayor facilidad el trago?

Desde luego va a ser difícil que el señor Conde Roa pueda desempeñar bien su labor como alcalde, que requiere el máximo de esfuerzo y entrega personal, cuando tiene que afrontar una denuncia ante los jugados y más aún teniendo en cuenta que ha perdido la autoridad moral ante los ciudadanos a los que en estos tiempos se piden enormes esfuerzos y transparencia.

Desde el partido SAIn seguimos reiterando nuestro compromiso por regenerar la política que esta casta de burócratas se ha encargado de enfangar. Creemos que la medida que propone el Partido SAIn: “que todos los cargos electos cobren el salario mínimo interprofesional”, alejaría de la política a todos aquellos que quieran beneficiarse y sobre todo a los que son “vividores” de la política. ¡Seguiremos en ello!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada